Revisión de Nikon D50

Revisión de Nikon D50

Revisión de Nikon D50

En la guerra de precios por el favor de los fans de DSLR, los fabricantes de cámaras han logrado hasta ahora bajar el listón de precios establecido por la competencia. Con el D50, Nikon ha puesto el listón muy bajo por sí mismo, y si esto causará o no dolor de cabeza a la competencia es una cuestión que nos gustaría explorar en esta prueba.

Breve evaluación

Pros

  • rango funcional apenas limitado
  • tiempos de respuesta rápidos (AF, retardo de disparo, tiempo de encendido, etc.)
  • medición y control de la exposición del flash en iTTL
  • una enorme selección de lentes
  • excelentes valores de resolución (al menos con nuestra lente de prueba)
  • muy bien afinado en cuanto a la nitidez y la reducción de ruido
  • fotos “listas para usar” (coordinación de la preparación de las fotos orientada a los principiantes)
  • excelente relación calidad-precio
  • muy bien implementado el “concepto de ahorro” (restricciones apenas perceptibles en comparación con los D70/D70)

Contras

  • USB 2.0 de alta velocidad no es mejor aprovechado
  • z. T. Compatibilidad retroactiva limitada (especialmente cuando se utiliza el flash)
  • no hay bloqueo del espejo
  • luz de asistencia AF deslumbrante..
  • no hay un mango de batería disponible como accesorio original
  • Botón de atenuación y red racionalizada
  • un fuerte viñeteado en el rango de gran ángulo con algunas lentes
  • formación de muaré parcialmente pronunciada (también un problema con los D70/D70)
  • La competencia ya está en el mercado con modelos de 8 megapíxeles

 

Revisión de Nikon D50

La D50, la última cámara réflex digital de Nikon, cuesta sólo 750 euros. Y tarde o temprano los precios de la calle probablemente se desplomarán a través de la marca de 700 euros a la baja. No es que esto sea mucho dinero para un asalariado normal, pero puedes preguntarte cuánto dinero te dan por la cámara. Así que aquí es donde intento dar una respuesta a esta pregunta.

Revisión de Nikon D50

Ergonomía y mano de obra

La tendencia a la miniaturización tampoco pasa de largo a Nikon. Aunque la D50 no es tan pequeña como la más pequeña de las pequeñas DSLR de la clase “Bonsái” (por ejemplo, la serie Pentax *ist, Canon EOS 350D, Olympus E-300), dentro de la familia es la más compacta de todas las cámaras réflex digitales de Nikon con sus 133 x 102 x 76 mm. A los 636 gramos de la caja (incluyendo la batería, la correa para el hombro y la tarjeta de memoria), hay que añadir -dependiendo del objetivo- varios cientos de gramos hasta varias libras o kilos para saber cuánto pesa la cámara en el hombro. Tanto en la versión plateada como en la negra, el D50 se ve y se siente bien. Por supuesto, tienes plástico en la mano (el metal está disponible en lugares dentro de la caja y en lugares importantes como el hilo del trípode, la bayoneta y el zapato caliente), pero no parece frágil y la mano de obra es generalmente limpia. Sin embargo, el cuero “falso” del mango no es particularmente de calidad, y da una sensación de resbaladizo más que de seguridad. Por lo demás, el D50 está firme y bien equilibrado en la mano; incluso los que tienen cinco pulgares en la mano pueden manejar la Nikon cómodamente y sin problemas.

Revisión de Nikon D50

Cámara digital Nikon D50 [Foto: Nikon]

La colocación de los elementos de control, que es casi idéntica a la de los D70 y D70 en cuanto a “disposición”, también desempeña un papel importante en esto. Aunque el D50 carece de un botón de luz baja, un botón de soporte y – lo más importante – un segundo dial, la operación apenas se ve afectada. Como ya ocurre con los D70 y D70, la manía por lo demás típica de Nikon se mantiene dentro de los límites en el D50, ya que casi todos los elementos de control (interruptores, anillos, botones) están protegidos contra el ajuste accidental por un cerrojo y las funciones peligrosas (corrección de la exposición, comando de formateo, borrado o similares) sólo son accesibles mediante una combinación de teclas. Sólo se requiere un poco de acrobacia con los dedos cuando se ajusta la apertura en el modo de exposición manual, cuando se introduce una corrección de la exposición y cuando se restablecen los ajustes de fábrica (Reset); el manejo también es un poco incómodo cuando se dispara en el modo de retrato, ya que no hay un mango de batería opcional con disparador de retrato para la D50 como hay para la D100.

Revisión de Nikon D50

Nikon D50 con Nikkor AF-S 18-70/3.5-4.5 G ED [Foto: Nikon]

La ausencia de uno u otro elemento de control o de algunas funciones clave da lugar a un funcionamiento ligeramente más basado en menús que en los D70 y D70. Así, por ejemplo, no hay más atajos para formatear la tarjeta de memoria y hay que entrar ya en el menú para encontrar allí el comando de formateo o el ajuste del modo de medición de la luz. El menú tiene 47 opciones (divididas en reproducción, grabación, funciones personalizadas y ajustes básicos) con 170 ajustes. Si lo desea, en aras de la claridad o la sencillez, puede ocultar varios elementos del menú para que sólo se muestren los ajustes más importantes. Por cierto, la disposición del menú es similar a la del D70, y si actualizas el firmware del D70 (actualización 2020, ya hay firmware disponible), obtendrás el menú presentado de forma similar.

Más importante que para la visualización de los menús es la diagonal relativamente grande de la pantalla de color LC de 2″ para la reproducción de las imágenes grabadas. Debido a su arquitectura, el monitor sólo funciona en modo de reproducción o cuando se configuran las funciones; la resolución de pantalla de 130.000 píxeles es suficiente para un control de enfoque aproximado (especialmente cuando se utiliza la función de lupa). El visor óptico es más adecuado para este propósito. Con un relieve ocular ideal de 18 milímetros, muestra al espectador una imagen 0,75 veces más grande con una cobertura del 95 por ciento (en comparación con la imagen realmente capturada por la cámara). Se puede hacer un ajuste a la agudeza visual individual ajustando las dioptrías (-1,6 a +0,5 dpt.) junto al ocular. El ocular DK-20 unido al ocular es un poco más grande que el DK-16 de los D70 y D70. Para ello, hay que prescindir de la inserción de una cuadrícula en la pantalla del visor. En realidad, incluso debería llamarse “en la pantalla mate del visor”, porque las marcas de la pantalla mate están “encendidas” y “apagadas” por la tecnología de cristal líquido (si quieres hacer la prueba, puedes sacar la batería y ver cómo el visor se oscurece inmediatamente). La pantalla BriteView Tipo B Mark V del D50 muestra sólo las marcas del área AF y un círculo de medición relevante para la medición de la exposición. Nikon probablemente pensó que los dueños de los D50 no necesitan una rejilla de desvanecimiento y la reemplazó por una pantalla de advertencia que funciona de la misma manera. Si uno olvida insertar una tarjeta de memoria o si la batería tiende a agotarse, esto se indica en la pantalla. Cuando se muestra así, la advertencia difícilmente puede ser pasada por alto! En la pequeña barra verde de la pantalla LCD situada en la parte inferior del visor y en la pantalla de estado (lamentablemente ya no está iluminada en comparación con los D70/D70) en la parte superior de la cámara, se siguen mostrando más información y datos de ajuste.

Óptica

¿Qué se puede decir, excepto que el D50 tiene una amplia gama de lentes para elegir? Con los lentes originales de Nikon, la elección ya es tan grande que hay algo para prácticamente todos los presupuestos y necesidades. Las lentes Nikon más antiguas o “Nikkore”, como las lentes Ai y Ai-S, así como las lentes AF de la primera generación de Nikon son mecánicamente compatibles, pero debido a la falta de un chip de distancia (más sobre esto en la sección “Calidad de la imagen”) y/o de transmisión electrónica de la apertura, conducen a pérdidas funcionales más o menos severas (medición 3D, medición de la matriz, programa automático, prioridad de apertura). Si quieres aprovechar al máximo las capacidades de tu cámara, deberías estudiar una lista de compatibilidad (puedes encontrarla en el manual del D50, entre otros) o comprar sólo lentes de tipos más nuevos. Los rumores sobre los llamados problemas de retrofoco (donde la cámara no enfoca con precisión) como es el caso de Canon se pueden encontrar en este o aquel foro en relación con las cámaras Nikon, pero en la mayoría de los casos, estos mensajes de horror resultan ser errores de funcionamiento. Como alternativa a las lentes originales de Nikon, hay lentes de Sigma, Tamron, Tokina & Co.; así que si no puedes encontrar lo que buscas en Nikon, puedes encontrarlo en otro lugar.

 

Revisión de Nikon D50

Sin embargo, la lente correcta debe ser elegida correctamente. Con las cámaras digitales SLR, la calidad de la imagen está más ligada al objetivo que con las cámaras SLR de 35 mm, y no todos los objetivos que son mecánicamente compatibles con la D50 funcionarán al máximo con la cámara. Esto es especialmente cierto para las lentes viejas que todavía puedes tener en casa. Una nueva compra no garantiza el máximo rendimiento de las imágenes, pero los nuevos objetivos suelen estar diseñados específicamente para su uso con cámaras digitales SLR. Las lentes correspondientes están marcadas con la abreviatura DX en Nikon; en Sigma con DG/DC, en Tamron con Di y en Tokina de nuevo con DX. Otras abreviaturas proporcionan información sobre otras características de las lentes. En Nikon, por ejemplo, la abreviatura AF-S denota lentes con la llamada tecnología de “Onda Silenciosa” (la contraparte de Nikon a los lentes USM de Canon); VR significa “Reducción de Vibraciones” y revela que un estabilizador óptico de imagen está incorporado en la lente. También debes recordar los términos ED (lentes con un índice de refracción especialmente bajo) y G (lentes sin anillo de apertura que no funcionan con cámaras Nikon mecánicas). Todo lo que hay que considerar es el factor de extensión de la longitud focal y/o la reducción del ángulo de la imagen; gracias al tamaño uniforme del sensor de las cámaras de la serie D de Nikon, sólo hay que multiplicar la indicación de la longitud focal en el objetivo por 1,5 para calcular el equivalente a 35 mm.

Revisión de Nikon D50

El D50 no tiene un botón de atenuación. Esto es más una decisión de marketing que un ahorro real de costes, ya que el obturador sólo se cierra electrónicamente de todos modos y la regulación podría teóricamente también ser controlada desde el menú. Sin embargo, no hay medidas de economía para el módulo AF. El D50 sigue utilizando el mismo módulo Multi-CAM 900 que otros modelos de la serie D. Los rasgos característicos de este componente son el rango de sensibilidad de IL -1 a IL 19 a ISO 100 (lo que significa que el AF sigue respondiendo incluso a la luz de las velas más brillantes), los 5 campos de medición del AF y su disposición (1 sensor en cruz en el centro para la detección de estructuras verticales y horizontales, rodeado de 4 sensores de línea). Si la luz o el contraste del sujeto son insuficientes para enfocar, el autoenfoque puede utilizar la luz blanca brillante auxiliar incorporada en la cámara o el foco de luz roja de una unidad de flash adjunta; el funcionamiento correcto del autoenfoque sólo se garantiza con una velocidad del objetivo de F5,6 o superior.

Normalmente, el autoenfoque funciona como se esperaría de una cámara réflex digital: a saber, preciso y extremadamente rápido ). El hecho de que el AF del D50 pueda ser unos milisegundos más lento que el autoenfoque de un D70 o D70s tiene menos que ver con el módulo AF que con los algoritmos de enfoque utilizados. Con el D50, Nikon celebra la introducción de una característica que ha estado disponible de otras marcas como Canon (bajo el nombre de AI-Focus) durante algún tiempo. El modo AF, denominado AF-A en el menú, permite a la “inteligencia artificial” de la cámara decidir si enfocar un sujeto estático o en movimiento y luego cambia automáticamente entre el avance de fotogramas simples y el avance continuo. Si prefiere tomar esta decisión usted mismo, puede seleccionar el modo AF (AF-S para el avance de fotogramas simples y AF-C para el enfoque) en el mismo punto del menú. Por cierto, el D50 es un sistema de rastreo de enfoque predictivo; no sólo se ajusta constantemente el enfoque, sino que también se tienen en cuenta la dirección y la velocidad de los sujetos en movimiento para corregir el enfoque en función del movimiento predicho.

Revisión de Nikon D50

Con la almohadilla direccional en la parte posterior de la cámara, puede especificar el punto de la imagen donde la cámara debe enfocar. Gracias a la tecnología LCD de la pantalla mate del visor, el correspondiente marcador de objetivo AF “se ilumina”. Esto funciona incluso si la cámara selecciona automáticamente el campo de medición. Pero sólo con el avance de fotogramas simples (AF-S) y cuando el objeto más cercano está siendo apuntado (control del punto de enfoque en el menú de “Objeto Nocturno”). Sin embargo, cuando el modo de prioridad de enfoque o de seguimiento del sujeto está activo, no sabrá qué área de medición está activa. Sólo se resalta el área de enfoque original; si el sujeto cambia de posición para coincidir con otra área de enfoque, el resaltado permanecerá en la posición original. Si no confía en el autoenfoque, puede cambiar el interruptor del modo AF bajo el botón de liberación del objetivo de AF a M y enfocar a mano. Si se utiliza un objetivo AF-S, también es posible girar el anillo de enfoque directamente en el modo de enfoque automático (tanto en el modo de fotograma único como con el seguimiento del enfoque activado); en este caso, no es necesario girar el dial de modo AF.

Flash

El paquete todo en uno de la D50 incluye un pequeño flash incorporado que aparece automáticamente en el modo automático completo y en algunos modos de escena tan pronto como la cámara lo considere necesario. Si esto es demasiado intrusivo para ti, simplemente gira el dial de programa en la parte superior de la cámara a uno de los modos “extendidos” (es decir, los programas P, S, A o M) y luego desbloquea el flash pulsando un botón. Determinamos la potencia del flash incorporado con el número de guía 12 – que corresponde más o menos a la especificación del fabricante del manual en ISO 100-manual. Para la ISO 200, Nikon especifica una salida de LZ 15 o LZ 17 (automático, manual), que luego resulta en un rango de flash máximo de 4,1 a 4,8 metros con el objetivo que utilizamos (AF-S DX 18-70 mm f/3,5-4,5 G IF ED). La velocidad de sincronización del flash de la D50 no debe ser inferior a 1/500 seg.; si acepta una pérdida de potencia de flash, puede recurrir a la función de sincronización del flash de alta velocidad de varias unidades de flash de sistema, que también permiten velocidades de obturación o de sincronización más cortas (hasta 1/4.000 seg. con la D50).

Revisión de Nikon D50

El dispensador de luz oculto en la caja del visor está suficientemente alejado del eje óptico cuando se extiende para evitar los efectos de sombra (al menos cuando se utilizan lentes de tamaño normal) y para mantener al mínimo el fenómeno de los ojos rojos. Esto también es algo bueno, ya que el “faro” (lámpara entre la lente y el mango), que sirve como un dispositivo de reducción de ojos rojos, no puede describirse exactamente como discreto. No hay ninguna función para el retoque electrónico de la “mirada del demonio” como en las hermanas pequeñas de la serie Coolpix. El flash ilumina de manera satisfactoria y uniforme y, por lo que podemos juzgar, no produce coloraciones.

Al D50 tampoco le faltan funciones y ajustes. Además de las funciones habituales (flash automático, flash forzado, flash forzado desactivado, reducción de ojos rojos), existe un ajuste de corrección de la exposición del flash y una función de sincronización a largo plazo – esta última, por supuesto, con una sincronización opcional en la primera o segunda cortina del obturador. Sin embargo, el control inalámbrico de los dispositivos de flash externos tiene que ser abandonado en parte. La electrónica de control ha sido víctima del lápiz rojo, lo que permite que los D70 y D70 se disparen de forma inalámbrica con el flash incorporado, conservando todas las funciones automáticas de los flashes que se colocan libremente en la habitación (en la medida en que sean compatibles con la tecnología). Si se desea, incluso con la distribución de la potencia del flash y el disparo en diferentes canales. Para disfrutar de esta función, el D50 requiere una unidad de flash de sistema compatible con iTTL para ser montada en la zapata de la cámara. Aquí, Nikon sigue el mismo enfoque que Canon, donde tienes que comprar el control de flash TTL inalámbrico a través de accesorios opcionales. Por lo demás, el D50 es totalmente compatible con iTTL. El sistema de medición y control de la exposición i-TTL representa sobre todo un plus de precisión en la exposición del flash. Ya en “tiempos analógicos” Nikon incluyó la información de distancia transmitida por las lentes con chip de distancia (todas las lentes marcadas con D) en la determinación de la exposición. Antes de la época del iTTL, una célula de medición separada estaba dedicada a los relámpagos. La tecnología ITTL elimina la necesidad de la célula de medición de flash; la electrónica es ahora lo suficientemente potente como para medir la luz natural ambiental y la luz de flash desde una sola célula de medición. Para ello, la cámara envía un flash de medición ultracorto (invisible para el ojo humano) inmediatamente antes del flash principal. La célula de medición de la matriz de color en 3D, que en realidad se dedica a medir la luz ambiental, que acaba de medir la luz ambiental, luego mide la luz del flash reflejada por el sujeto, determina la exposición correcta del flash y la hace coincidir con la exposición para la luz ambiental, todo ello antes de que comience la exposición real. El resultado es una coincidencia mucho más natural entre las dos fuentes de luz.

Por supuesto, esto requiere una perfecta sincronización de la cámara y el flash, así como un procesador correspondientemente rápido que sea capaz de evaluar toda la información que se reúne milisegundos antes de la exposición. Las exigencias en cuanto a la electrónica de la unidad de flash son correspondientemente altas, pero el flash en miniatura incorporado y las unidades de flash de sistema SB-800 y SB-600 (así como los productos compatibles de otros fabricantes como Metz) están a la altura de la tarea. Pero mientras que los DSLR profesionales de Nikon todavía se permiten el lujo de integrar una célula de medición de flash para ser compatibles con la “vieja” tecnología D-TTL, los modelos de nivel básico confían plenamente en la tecnología iTTL por razones de costo y, por tanto, prescinden de la compatibilidad hacia atrás. Como resultado, sólo las unidades de flash compatibles con iTTL funcionarán junto con los D50, D70 y D70. Si todavía se posee un dispositivo de flash que no está al día con la tecnología actual de Nikon, es inevitable que sea necesario operarlo en el auto-automático y hacer algunos ajustes a mano. Si quieres beneficiarte de la precisión y la comodidad de la tecnología iTTL, no hay manera de evitar una nueva compra con las DSLR de nivel básico de Nikon, y puede que tengas que buscar en tu bolsillo.

Calidad de la imagen

Mucha gente asocia la marca “Nikon” con calidad. Con las cámaras analógicas, esto era especialmente cierto para la calidad de la mano de obra (la F3 tiene la reputación de ser una cámara indestructible) – pero también para las lentes. Con las cámaras digitales, la electrónica ha sustituido a la película, por lo que la coordinación de los componentes electrónicos (sensor de imagen, procesador de señales, etc.) con la óptica es otro factor de calidad. Las demandas de la electrónica sobre la óptica – y viceversa – son muy altas. El hecho de que la óptica puede ciertamente cumplir estos requisitos queda demostrado por el AF-S Nikkor 18-70 mm 1:3.5-4.5G ED de la serie DX, a la que se refiere la evaluación de la calidad en combinación con la D50 en lo siguiente. La combinación de este zoom con la cámara asegura así excelentes valores de resolución. En cualquier caso, la resolución es extremadamente alta a corta y media distancia focal y apenas cae hacia los bordes de la imagen. En el extremo del teleobjetivo, el rendimiento es también excelente en el centro y a mitad de camino, pero cae un poco más claramente hacia las esquinas de la imagen. Sin embargo, la resolución no siempre es uniformemente alta, ya que depende -dependiendo de la distancia focal ajustada- a veces de la dirección en la que corren las diferentes estructuras de la imagen, a veces es más alta en un canal de color que en los otros.

Revisión de Nikon D50

 

 

 

 

 

 

 

 

Sin embargo, ya se puede ver a simple vista lo bien que la cámara utiliza las reservas de resolución proporcionadas por el objetivo y el CCD. La eficiencia es de extremadamente alta a excelente, dependiendo de la distancia focal establecida, y las imágenes se ven superfinas tanto en el monitor como en el papel. El agresivo procesamiento de detalles muestra que Nikon lo quería así y que una parte considerable de las imágenes fue “post-procesada” electrónicamente en la cámara para halagar el ojo. Esto no molesta al fotógrafo casual que simplemente quiere fotos “listas para usar”; pero aquellos que quieren llegar a las fotos con un programa de procesamiento de imágenes pueden querer que las fotos se vean menos “retocadas”.

En combinación con nuestra lente, aparecieron efectos muaré más o menos pronunciados en las imágenes de las estructuras horizontales, verticales y diagonales. Hay varias razones para ello, incluyendo el filtrado de paso bajo y la interpolación de colores. Sin embargo, apenas hay interferencias en la imagen debido a la excesiva nitidez. De hecho, el D50 tiene un patrón de nitidez excepcionalmente bien equilibrado que sólo da la impresión de nitidez donde el ojo no la encontraría perturbadora. Y esto en el rango de brillo medio. En las luces y sombras de la imagen, la nitidez es mucho más restringida, lo que da lugar a efectos de sobremarcha escasos o nulos (el llamado “recorte”). Es importante saber que la nitidez funciona aumentando localmente el contraste, y si se aumenta el contraste en áreas de la imagen que ya son suficientemente claras u oscuras, puede producirse una distorsión de la imagen. Pero no en el D50, donde los algoritmos de nitidez trabajan “suavemente” en los puntos críticos.

Revisión de Nikon D50

Al igual que la nitidez, el ruido también está muy específicamente afinado. Los ingenieros de Nikon han hecho un gran trabajo con la reducción o atenuación del ruido, y especialmente en las zonas de sombra de la imagen, el ruido es sorprendentemente bajo. El ruido de la imagen es más pronunciado en un rango de brillo poco antes del brillo promedio, por lo que nunca es realmente molesto para el ojo. A niveles de sensibilidad bajos, puede haber una ligera formación de áreas individuales de píxeles brillantes y oscuros (ruido de brillo local) en algunos lugares; sin embargo, incluso estos “nidos de ruido” son apenas perceptibles visualmente. La reproducción del valor tonal del D50 también es muy agradable a la vista. La cámara puede hacer frente a diferencias de brillo de hasta 8,9 f-stops (a ISO 200) y distribuye los 248 (de 256 posibles) niveles de brillo de forma muy precisa y excepcionalmente uniforme en la imagen. Las luces y las sombras se reproducen de una manera bellamente diferenciada. Y como la exposición precisa también juega un papel importante en la reproducción del valor tonal, el D50 utiliza una vez más la probada medición de la matriz de color en 3D. Esta vez, sin embargo, en una forma ligeramente “adelgazada”, ya que la medición de la exposición ya no es realizada por una célula de medición CCD de 1.005 píxeles, sino por una célula de medición con “sólo” elementos de 420 píxeles. Pero esto no cambia la forma en que funciona la medición de la exposición. Así pues, además de la información habitual (distribución de la luz), se determinan también los dominantes de color. Junto con la información de distancia proporcionada por un chip en las lentes de las series D, G y DX, la “inteligencia artificial” de la cámara puede utilizar estos datos para crear un “perfil” del sujeto, que se compara con la información en una especie de “base de datos de sujetos”. Esta forma de “reconocimiento de escenas”, que se llama “detección de escenas” en la medición de matrices de color de Nikon 3D, funciona de manera muy fiable incluso con 420 píxeles, y en el corto tiempo que el D50 estuvo disponible para nosotros para la prueba, no pudimos encontrar un sujeto que fuera lo suficientemente “desagradable” como para engañar a la medición de exposición de la última DSLR de Nikon.

Tampoco hay nada de qué quejarse en términos de reproducción de color, balance de blancos y compresión. Pero probablemente con el viñeteado, que al menos con nuestra lente de prueba era tan claramente visible que se podía ver no sólo en las tomas, sino incluso en el visor antes de que se hiciera la toma. Sin embargo, sólo en posición de gran ángulo y con apertura abierta. Esto muestra cómo la calidad de la imagen de las cámaras digitales SLR depende en gran medida de la lente utilizada y cómo incluso para los componentes que se ajustan entre sí (las lentes de la serie DX están especialmente diseñadas para las cámaras de la serie D) es difícil mantener la calidad de la imagen a un nivel alto y constante. Si se ajusta la distancia focal, la distorsión sigue siendo visible, pero desde la posición media del zoom no es tan fuerte (baja de unos -1 a unos -0,5 f-stops); alternativamente, se puede atenuar la lente para reducir el efecto de viñeteado. El AF-S Nikkor 18-70 mm 1:3.5-4.5G ED DX en combinación con el D50 no funciona particularmente bien en términos de distorsión. En la distancia focal corta, las líneas rectas se reproducen muy fuertemente a extremadamente curvadas (hacia adentro en forma de barril), e incluso en el rango de la teleobjetivo, una ligera distorsión (esta vez de naturaleza de cojín) es perceptible en las imágenes. En la gama de longitudes focales medias, también hay una distorsión de alfiletero, pero sólo es ligeramente visible. Así que el zoom 18-70 no es para los puristas.

Otras funciones

Es difícil de creer que Nikon no se haya tomado en serio el lápiz rojo en lo que se refiere a funciones y ajustes, pero el D50 tampoco es inferior a sus hermanas mayores en este aspecto. Lo que no tiene un D70/D70 (por ejemplo, la función de memoria de voz) o un SLR digital generalmente no tiene (por ejemplo, la función de vídeo), el D50 no tiene ninguna de las dos, pero por lo demás puede mantenerse bastante bien en términos de función. Como cámara de nivel básico, la D50 cuenta con todos los modos automáticos y seis modos de escena (retrato, paisaje, niños, deportes/acción, primer plano, retrato de noche) y funciones de disparo avanzadas, incluida una función de horquillado, características de medición seleccionables (matriz/multi-campo, integral ponderada con el centro, puntual), niveles de sensibilidad lumínica variables (ISO 200-1.600), varios ajustes de balance de blancos (automático, preestablecido, manual) y una función de disparo remoto del obturador. Sin embargo, el disparador a distancia sólo funciona con el control remoto de infrarrojos opcional ML-L3; no hay posibilidad de conexión para un disparador mecánico por cable o un disparador remoto por cable eléctrico (como en los D70) con el D50.

El retardo para el disparo inalámbrico del D50 puede ajustarse mediante una de las 20 funciones individuales (25 en los D70/D70s). Encontramos la función individual número 10 muy inteligente. Permite el ajuste automático del nivel de sensibilidad a la luz en función de las condiciones de iluminación. Esta función va un poco más allá que la ISO automática de otras cámaras digitales, ya que se puede establecer una velocidad de obturación entre 1 y 1/125 s como “límite”. La cámara intentará mantener este valor aumentando automáticamente la sensibilidad en un rango entre ISO 200 e ISO 1600.

En el modo de disparo continuo, la D50 es ligeramente más lenta que las D70 y D70s. La tasa de secuencia de imágenes cae oficialmente de 3 a 2,5 imágenes por segundo; nuestra tabla de valores de medición da información sobre la velocidad de la imagen en serie que hemos determinado. Con la tarjeta de memoria que utilicé (SanDisk Ultra II con 512 MByte), la memoria intermedia, de tamaño generoso y gestionada de forma eficiente, se vació tan rápidamente que siempre quedó suficiente espacio para nuevas fotos; y eso a cualquier resolución. Sólo cuando se rodaba en formato RAW la cámara tenía que tomarse un pequeño “respiro” después del cuarto fotograma, aunque los D70 y D70 no pueden hacerlo mejor. Pero aquellos que no toman ninguna imagen RAW y tienen una tarjeta de memoria suficientemente rápida pueden teóricamente seguir en ella hasta que se agote la capacidad de la tarjeta.

Revisión de Nikon D50

 

 

 

 

 

 

 

Muy útiles son las funciones especiales para ajustar y/o seleccionar los parámetros de la imagen (nitidez, contraste de la imagen, espacio de color, saturación de color, tono) y para activar la reducción de ruido. A menos que se establezca lo contrario, la medición puntual está vinculada al área AF activa, de modo que la luz se mide con precisión donde está el punto de enfoque. Otro ajuste hace que se genere automáticamente una imagen JPEG (nivel de calidad BÁSICO) cuando se captura una imagen en formato RAW/NEF. Debido a la arquitectura SLR, las posibilidades técnicas son bastante limitadas en el modo de grabación, la mayoría de las funciones se encuentran en el modo de reproducción. Un zoom de reproducción casi infinitamente variable permite examinar más de cerca ciertas partes de la imagen; las imágenes grabadas también pueden rotarse (automáticamente), borrarse, protegerse, mostrarse como una presentación de diapositivas, etiquetarse (mediante un teclado virtual) e imprimirse o marcarse para su impresión. También es nueva la capacidad de hacer una copia de baja resolución de una imagen en el modo de reproducción. La D50 también es compatible con el estándar de impresión directa PictBridge USB, lo que permite conectar la cámara directamente a una impresora compatible y controlar la impresión desde la cámara. Además, en el modo de reproducción, se puede mostrar en la pantalla LCD información diversa de la imagen (parámetros de grabación, histograma, resaltado de luces/sombras) y se puede cambiar el nombre de las carpetas, también utilizando el teclado virtual. Aún no se ha mencionado el hecho de que la D50 es la primera cámara réflex digital de Nikon que utiliza tarjetas de memoria SecureDigital. Nikon ni siquiera menciona en el manual si el D50 es compatible con las tarjetas multimedia, pero con mi MMC de Hama el D50 no tuvo ningún problema. Para la transferencia de datos de imagen, el D50 tiene una interfaz USB 2.0 de alta velocidad. La velocidad máxima teórica de 480 Mbit/s o 60 MByte/s ni siquiera se alcanza (muy pocos dispositivos compatibles con USB 2.0 lo hacen), pero la transferencia de datos es en cualquier caso mucho más rápida que con USB 1.1. Gracias a la compatibilidad con PTP y USB Mass Storage Class, no se requiere la instalación de controladores en ordenadores con un sistema operativo razonablemente actualizado. El equipo se completa con una batería de iones de litio de alta capacidad del tipo EN-EL3a; ésta se diferencia de su predecesora EN-EL3 (como la suministrada con el D70) por su capacidad ligeramente superior (1.500 frente a 1.400 mAh).

Conclusión

Con la D50, el departamento de desarrollo de Nikon ha conseguido cumplir las especificaciones del departamento de marketing sin hacer que la cámara parezca una versión “barata” de los modelos de gama alta. Las diferencias con los D70 y D70 se mantienen muy sutiles, y para el principiante hay pocas razones que justifiquen la compra de un modelo más caro de la serie D. Pero también será interesante ver cuánto tiempo tardará cualquiera de los competidores en atreverse a bajar el precio del D50. Eso no debería llevar mucho tiempo, porque todavía hay mucho que hacer para racionalizar. Sólo cuando veamos las primeras cámaras digitales SLR con bayoneta de plástico, sin flash incorporado y exclusivamente con exposición automática (programa automático + modos de escena), probablemente se llegará al final de la línea. Porque todo esto ha sucedido antes en tiempos análogos. Hasta entonces, los fans de las DSLR pueden esperar cámaras con una relación calidad/precio aún mejor, y la Nikon D50 es sin duda una de ellas!

Breve evaluación

Pros

  • rango funcional apenas limitado
  • tiempos de respuesta rápidos (AF, retardo de disparo, tiempo de encendido, etc.)
  • medición y control de la exposición del flash en iTTL
  • una enorme selección de lentes
  • excelentes valores de resolución (al menos con nuestra lente de prueba)
  • muy bien afinado en cuanto a la nitidez y la reducción de ruido
  • fotos “listas para usar” (coordinación de la preparación de las fotos orientada a los principiantes)
  • excelente relación calidad-precio
  • muy bien implementado el “concepto de ahorro” (restricciones apenas perceptibles en comparación con los D70/D70)

Contras

  • USB 2.0 de alta velocidad no es mejor aprovechado
  • z. T. Compatibilidad retroactiva limitada (especialmente cuando se utiliza el flash)
  • no hay bloqueo del espejo
  • luz de asistencia AF deslumbrante..
  • no hay un mango de batería disponible como accesorio original
  • Botón de atenuación y red racionalizada
  • un fuerte viñeteado en el rango de gran ángulo con algunas lentes
  • formación de muaré parcialmente pronunciada (también un problema con los D70/D70)
  • La competencia ya está en el mercado con modelos de 8 megapíxeles

Hoja de datos de Nikon D50

Electrónica

Sensor Sensor CCD APS-C 23,6 x 15,8 mm (factor de cosecha 1,5
)6,2 megapíxeles (físico) y 6,1 megapíxeles (efectivo
)
Pixelpitch 7.8 µm
Resolución de la foto
3.008 x 2.000 píxeles.. (3:2)
2.256 x 1.496 píxeles (3:2)
1.504 x 1.000 píxeles.. (3:2)
Formatos de imagen JPG, RAW
Profundidad de color 36 bits (12 bits por canal de color)
Metadatos Exif (versión 2.21), estándar DCF

Lente

Montaje de la lente
Nikon F

Enfoque

Modo de autoenfoque Autoenfoque de comparación de fases con 5 sensores
Funciones de autoenfoque AF sencillo, AF continuo, AF de seguimiento, manual, luz de asistencia AF

Visor y monitor

Visor SLR Visor de reflejo (visor de prisma) (cobertura de imagen del 95 %), distancia interpupilar de 18 mm, compensación de dioptrías (-1,6 a +0,5 dpt), pantallas de enfoque reemplazables
Monitor 2.Monitor LCD TFT de 0″ con 130.000 píxeles
Pantalla de información visualización de información adicional (arriba)

Exposición

Medición de la exposición Medición integral ponderada en el centro, medición de matriz/multi-campo sobre 420 campos, medición puntual (medición sobre el 3 % del campo de imagen)
Los tiempos de exposición 1/4.000 a 30 s (automático
) Función
de la bombilla
Control de la exposición Automático programado, Prioridad de obturación, Prioridad de apertura, Manual
Función de horquillado de la exposición Función de horquillado con un máximo de 3 disparos, incrementos de 1/3 a 1 EV
Compensación por exposición -5,0 a +5,0 EV con un tamaño de paso de 1/3 EV
Fotosensibilidad ISO 200 a ISO 1.600 (automático
)ISO 200 a ISO 1.600 (manual)
Acceso remoto Disparo remoto
Modos de escena Niños, Paisaje, Retrato nocturno, Primer plano, Retrato, Deportes/acción, Automático completo, 0 modos de escena adicionales
El equilibrio de los blancos Automático, Soporte de balance de blancos, Sintonización fina, Manual
Disparo continuo 2.5 frames/s a la máxima resolución
Temporizador Autodisparador con un intervalo de 2 o 20 s
Funciones de grabación Histograma en vivo

Flashgun

Flash flash incorporado (flip up) Zapato de flash
:

Nikon, contacto estándar del centro

Código de flash Guía número 11 (ISO 100)
Funciones de flash Automático, flash de relleno, flash encendido, flash apagado, sincronización lenta, flash en la segunda cortina del obturador, reducción de ojos rojos

Equipo

Estabilizador de imagen no hay estabilizador de imagen óptico
Memoria
SD
Fuente de alimentación Conexión de la fuente de alimentación
Funciones de reproducción Índice de imagen, función de presentación de diapositivas
Parámetros de la imagen Saturación de color, reducción de ruido
Conexiones Interfaces de datos: Tipo de USBUSB
: USB 2.0 de alta velocidad
Conexiones AV Salida AV: Salida HDMI Micro (Tipo D)
Métodos de impresión directa soportados PictBridge
Hilo del trípode 1/4″
Características especiales y miscelánea Modo AF automático con cambio de modo AF automático Rango de medición de AF
:

Memoria de medición EV -1 a EV 19AFMemoria de medición de la exposiciónMemoria de medición de la exposiciónBriteViewB/Mark Pantalla de enfoque V conmarcas de enfoque AFZoom

de reproducciónResaltado de luzReducción deruido en tiempo realSoporte para FAT16/32Compatible

conLexarWAFunción

de alineación de
imagenEs

posible la grabación simultánea de archivos de imagen JPEG y
RAW/NEF20Funciones

personalizadas

Tamaño y peso

Dimensiones An x Al x P 133 x 102 x 76 mm
Peso 636 g (listo para su uso)

Miscelánea

accesorio estándar Nikon MH-18a Cargador para baterías especialesPIXOEN-EL3
baterías especialesCable de conexión de vídeoCable de conexión USBCorrea extensibleSoftware de cámaraNikon Picture Project para Windows y para MacintoshNikonCapture
4.3 (opcional)
accesorios adicionales Nikon DG-2 (ocular de aumento
)PIXO EN-EL3
Fuente de alimentación de batería

especialEH-5Cargador múltipleMH-19

Tarjeta de memoria extraíbleAdaptador de tarjeta

PC (para portátil)

Bolsa de la

cámara